Magazine

El Highlighter: su historia y manual

Duckie Thot x Fenty Beauty

No es misterio que el highlighter es tendencia en todas sus formas. A veces se nos va un poco de las manos pero que os podemos decir, el brillo nunca es demasiado y de vez en cuando es necesario poder transformarnos en hadas. 


El highlighter es una moda en continua evolución en cuanto a técnica, acabado y textura, es un producto que se ha convertido en indispensable en el neceser de cualquier mujer convirtiéndose en uno de los pasos “base” hasta en los maquillajes más sencillos de nuestro día a día. Hasta en las canciones hemos pasado de escuchar hablar de labios rojos a tararear sobre el highlighter, como en la canción de JBalvin y Rosalía “brillo”. 

Pero ¿cuándo ha surgido el origen o la fiebre del highlighter?¿Y cómo nos acompaña a lo largo de los años en las distintas tendencias de maquillaje? Después de los años 90, con las pieles de acabado empolvado y los rostros más planos, se comienza a sentir la necesidad de una piel con más volumen y con una textura más real; Es así aquí cuando empieza la moda del contouring, que hace unos años fue llevada al extremo gracias a la famosa técnica de Kim Kardashian, una técnica  que consiste en esculpir el rostro con el método del claro/oscuro, con el fin de realzar las distintas facciones de la cara. Desde la moda del contouring y los tutoriales de maquillajes, con looks que nos dejarían pintadas "como una puerta", aplicando capa sobre capa, ha surgido la necesidad de optar por una piel más sosegada. Pues la piel necesita “respirar”. Y la tendencia de ir "súper maquillada" se contrapone con la tendencia de estar maquillada sin parecerlo o el "make up no make up" para lucir una cara más fresca, con apenas maquillaje brusco que borre las imperfecciones, si no con un toque más delicado que realce lo bonito del rostro. 



Tanto queramos ir a lo Kardashian como si nos gusta más el efecto cara lavada, el highlighter no falta en ningún look, con todo su esplendor y variante. Se puede utilizar desde un toque sutil satinado o húmedo, perfectamente integrado con la piel, hasta casi una mancha de glitter que parece aplicada sin mucho cuidado. 





Y mientras antes tenía que ser un poco más claro que la piel, ahora puede ser casi de cualquier color. Hemos vivido esta transformación con el famoso maquillaje en la pasarela de Kenzo con ese rojo que unía el párpado con el pómulo.



Con las IT girls en los festivales,  recubiertas de purpurina desde los pómulos, hasta las clavículas...




Y sin duda Rihanna con su Fenty beauty, también ha revolucionado el concepto de iluminador sacándolo en dorado amarillo, naranja, lila y miles de colores antes impensables para la zona de los pómulos.  Y esto es lo que más nos gusta de ello, que somos totalmente libres de crear y ponerlo como queramos porque es difícil equivocarse y desde luego, es más fácil quedarse cortas que pasarse.


Jasmeen da Graça



Nuestro consejo: no tengas miedo al usarlo... ¡Atrévete a brillar!

Nuestros FAVS 💕


Highlighter Becca desde 15€ en Sephora comprar aquí
Higlighter Nars desde 30€ en Sephora comprar aquí


Nyx Hydratouch Oil desde 15€ en Nyx comprar aquí



Highlighter Krash desde 15€ en Primor comprar aquí

Gel Iluminador Marc Jacobs desde 40€ en Sephora comprar aquí

Trophy Wife Fenty Beauty en Sephora desde 33€ comprar aquí


Glitter y pigmentos de Mac desde 24€ comprar aquí



Soft & Gentle Highlighter de Mac desde 33€ comprar aquí



SHARE:

No hay comentarios

Publicar un comentario

Blogger Template Created by pipdig