Historias de San Valentín | Carta de Charli Howard a su cuerpo



La modelo y activista del movimiento "body positive" Charli Howard, protagoniza la campaña de lencería de San Valentín para Agent Provocateur. En ella se desahoga y escribe una carta de amor dirigida hacia su cuerpo. Ésta nos ha inspirado tanto como para abrir la nueva sección de "HISTORIAS DE SAN VALENTÍN", donde escribiremos nuestras propias cartas románticas y sinceras, sobre las diferentes formas que tenemos de vivir el amor; y que iremos compartiendo hasta la llegada del gran día (14 de Feb). 


Ps. Como siempre, si te animas a escribir tu propia"HISTORIA DE SAN VALENTÍN", mándanosla por DM en Ig, o a nuestro email taovamagazine@gmail.com y la publicaremos. Empezamos la sección con una imprescindible, una para aprender a reconciliarnos con nuestro propio cuerpo. 




A mi cuerpo,


Esta es una carta para decir gracias: un agradecimiento por todas las veces que me amaste, cuando no te mostré ningún amor. Nuestra relación en el pasado ha sido complicada. Pasé años comparándote con numerosas mujeres que nunca seré, y contra cuerpos que nunca tendré. Basé mi valor en lo que otras personas pensaron en mí o vieron en mí, buscando su aprobación antes de que yo buscara la mía.


Mis curvas eran vergonzosas; Mis estrías horribles. Mi pelo debería haber sido diferente; Mi ropa una talla más pequeña. Nunca estuve satisfecha con lo que me diste, incluso cuando intentaste decirme que era suficiente. Quería cambiarte con la esperanza de que alguien más me amara de la forma en que yo no podría amarte.

 
Pero, en realidad, me has amado mejor que nadie; más de lo que nadie jamás lo hará.

Puse tanto énfasis en verme perfecta por fuera que olvidé el amor que me ofrecías desde dentro. Y la verdad es que, Cuerpo, ya eras perfecto, pero simplemente yo no podía verlo.


Cuando te maltraté, nunca te fuiste. Cuando te critiqué, nunca te defendiste. Me has reparado y renovado; Mantenías mi corazón latiendo y mi sangre bombeando. Nunca me abandonaste en todas las ocasiones en que estaba dispuesta a renunciar a ti. Y, años después, cuando finalmente me di cuenta de cuánto te necesitaba, seguiste amándome como lo habías hecho desde el principio.


Eso es amor verdadero.


Así que esta es una promesa, la promesa de amarte, con defectos y todo, y compensar los años en que no me di cuenta de tu valía. Y aunque mi piel no sea la más suave, o mis caderas las más pequeñas, me has enseñado lo que necesitaba saber:


Que soy suficiente.


Así que estamos juntos en esto a largo plazo. Porque puede que no seas perfecto, Cuerpo, pero eres el único que tengo.


Con todo mi amor 

Charli xxx

Share:

No hay comentarios

Publicar un comentario

© Taova | All rights reserved.
Blog Design Handcrafted by pipdig